Donde comienza la vida

                                                  Hospital Ginecobstétrico Mariana Grajales de Santa Clara.

Por Ricardo R. González

Ilustración: Martirena 

Ahora ilumina el sol de la recuperación; sin embargo, la luz no oculta esas horas muy tensas vividas en el hogar más importante de la maternidad villaclareña. La tormentosa Irma ni siquiera se apiadó de la ternura de la infancia. Diría que resultaron momentos compartidos con el resto de las instituciones cercanas de la Salud, y por todas las del sector en medio de un territorio sumamente herido.

Pasó el tiempo a manera de lenta angustia, de noches oscuras sin estrellas. Hombres y mujeres que en muchos casos doblaron turnos porque el Hospital no podía abandonar sus funciones. Algunos se enteraron, en medio de esas fatídicas jornadas, que en sus casas ya no existía un techo de cobija, y a pesar de algún signo de impotencia siguieron en pie para demostrar que los sentimientos humanos son más fuertes que un categoría cinco en potencia de huracanes.

No importaron las ojeras ni el agudo cansancio en una contienda que resultó la más dura entre la historia recordada, de esas en la que se necesitó atar nervios a barras de acero, y confiar en las bondades de la existencia.

De pronto los pasillos de la planta inferior rompieron su rutina. Se vieron colmados de camas a fin de recibir a las evacuadas de pisos superiores, y en medio de todo un pensamiento colectivo de solidaridad porque había que tender manos a Caibarién, Sagua la Grande y Remedios como territorios más afectados.

Gracias a una etapa preparatoria previa, Irma solo pudo derribar árboles, parte de la cerca perimetral, tupir tragantes de la azotea, y romper algún que otro cristal, pero sin rasguños ni daños.

La Sala de Neonatología, una de las más grandes del país, quedó intacta en el tercer piso porque era imposible desacoplar su tecnología, y en medio de todo es importante que el mundo conozca que de sus 50 camas estuvieron ocupadas 48 sin que ocurriera ninguna desgracia.

Atentos también en la unidad quirúrgica, en la Sala de Cuidados Especiales, y el Cuerpo de Guardia, mientras los facultativos y personal especializado se movían por las diferentes áreas a fin de dar aliento e intercambiar con sus pacientes.

Hubo fallas eléctricas sí, pero solucionadas con el aporte inmediato de empresas. Y si de algo vive feliz el doctor Alexander Martínez, al frente de todo su colectivo, es del afán que vivió el Hospital desde el presagio del huracán sentido por todos los trabajadores, el cuerpos de seguridad y protección, las responsables del Banco de Leche, los choferes que desafiaron peligros, así como familiares, acompañantes y visitantes insertados a una recuperación de manera organizada.

Esa es Cuba. Aunque el impacto de las olas y la fuerza de los vientos trataron de silenciar la nobleza aquí está su pueblo para contar historias.

Tres días angustiosos de septiembre en que el primer llanto de 38 criaturas —con cinco cesáreas— anunciaba la llegada a este mundo.

No sé si alguna de las parturientas le puso Irma a su retoño. De haber ocurrido no importa porque nunca serán insensibles. Habrá espacio para Irmas como la dibujó Martí en La Edad de Oro: bondadosas, gentiles, estudiosas y protagonistas futuras de pasajes sublimes como el de ese niño que aparece en una foto aferrado al busto martiano antes de verlo perder en medio de la tormenta.

Irma pasó. Ya brilla la recuperación aunque nos dejara crueles marcas que abren un cráter en el alma, mas se impuso la fuerza de quienes saben amar en busca de la grandeza humana, esos que están siempre al lado del sol en cualquier centro, y sobre todo en aquel donde comienza la vida.

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

Anuncios

Garantizan servicios de Salud durante las contingencias de Irma

Por Ricardo R. González

Foto: Ramón Barreras Valdés

Las instituciones sanitarias villaclareñas garantizarán los servicios de Salud ante las amenazas del potente huracán Irma acompañado de la máxima categoría en la escala Saffir-Simpson.

Ello contempla la totalidad de los centros hospitalarios, policlínicos, consultorios del Médico y la Enfermera de la Familia y postas médicas, al tiempo que están asegurados los medicamentos esenciales para estas coyunturas y el instrumental imprescindible, según autoridades del Minsap.

Punto de atención serán los centros de evacuación en los que se extremarán el cumplimiento de las medidas higiénicas para evitar la aparición de enfermedades incrementadas durante el paso de huracanes.

Estas dependencias dispondrán de personal médico y de enfermería, así como de especialistas en Higiene que garantizarán acciones relacionadas con la manipulación de alimentos, la disposición de los desechos y otras tareas requeridas.

Será indispensable que en cada hogar se adopten medidas para contrarrestar el incremento de enfermedades diarreicas y respiratorias, sin descartar la leptospirosis, a tenor de que el agua arrastrada y las posibles inundaciones constituyen un riesgo potencial.

En este sentido los expertos llaman a evitar el contacto con aguas provenientes de inundaciones y crecidas de ríos.

Se recomienda el almacenamiento de agua potable en depósitos limpios y tapados, a los que se les debe añadir Hipoclorito de Sodio disponible en la red farmacéutica.

No puede descuidarse la protección de los alimentos ante posibles interrupciones del fluido eléctrico. En estos casos será necesario consumirlos en breve tiempo con tal de evitar intoxicaciones alimentarias, mientras los recipientes destinados a los desechos sólidos permanecerán debidamente tapados, y será preciso evacuar todos los residuales existentes en hogares y colectivos de trabajo.

Habrá que prestar atención a la proliferación de microvertederos existentes en Santa Clara y en otros sitios que exigen la eliminación inmediata, y en el caso de la población no violar las normativas vigentes y desterrar las múltiples indisciplinas sociales existentes.

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

Heberprot-P : En década prodigiosa

Es el único producto existente en el mundo para el tratamiento de las úlceras del pie diabético (UPD) ha propiciado notoria reducción de amputaciones en miembros inferiores.

Por Ricardo R. González

Fotos: Ramón Barreras Valdés

Jorge Luis Cornelio Brunin ha cambiado su semblante, pero llegó al hospital Arnaldo Milián Castro en condiciones deplorables sin conocer que era diabético.

Ahora sonríe, pero tiempo atrás su rostro mostraba incertidumbre. Llegó al hospital universitario Arnaldo Milián Castro, de Villa Clara, con una pierna superinflamada, en tanto el tobillo izquierdo exhibía dimensiones descomunales, mientras la planta del pie no escapaba de un continuo sangrado. Al parecer la existencia de una úlcera ocasionó el caos y exteriorizó sus marcadas consecuencias.

Así era el cuadro presentado por Jorge Luis Cornelio Brunin quien jamás imaginó las causas que provocaban aquel suceso. Fue intervenido quirúrgicamente en dos oportunidades, con una semana de intervalo, y luego del segundo acto comenzaron a aplicarle el Heberprot-P.

Pero la sorpresa llegó cuando el equipo de especialistas arribó al diagnóstico: «Usted es diabético y lo desconocía».

Ahora Jorge Luis reconoce que experimentaba continua resequedad en su boca seguida de una sed desesperante, demasiados mareos, numerosas micciones durante el día, un cansancio que trataba de vencerlo, y no pocas hipoglicemias.

Aún le resulta increíble que todo estaba condicionado a esa diabetes de base que, por los estimados, le acompaña desde hace una década.

«Gracias a Dios, al profesor Cecilio González Benavides, al resto del equipo médico, al personal de enfermería, a mis colegas de TurArte de Trinidad y de Villa Clara, y al resto de los trabajadores de la Sala de Angiología debo mi vida, sin dejar de señalar las bondades de la ciencia cubana, y la labor de nuestros científicos».

Por suerte ha crecido el tejido alrededor de la lesión, y luego de reiterar su agradecimiento infinito insiste en sus deseos de que atenciones esmeradas como las recibidas y servicios de este tipo lleguen a cada punto de Cuba como a su natal Trinidad, a tenor del aumento de una enfermedad que dispara las estadísticas a diario, mas cuando se conoce que el 85% de las amputaciones relacionadas con la diabetes van precedidas de una ulcera en el pie.

 CUENTA LA HISTORIA

El Heberprot-P tocó a las puertas de Villa Clara en 2007 gracias a la colaboración de un equipo del hospital universitario Arnaldo Milián Castro que se insertó a la red ya existente en Cuba.

Ese momento lo recuerda el doctor Cecilio González Benavides, especialista de II Grado en Angiología y Cirugía Vascular y jefe del Programa Integral de aplicación del fármaco en la provincia que resultó una de las pioneras en el país. Desde entonces ha favorecido a más de 5550 habitantes durante la primera década de ejercicio.

El fármaco constituye el único establecido en el mundo para la terapia de la úlcera del pie diabético que toma como base el factor de crecimiento humano recombinante (FCHrec) a partir de hormonas creadas por métodos de alta tecnología, subraya el doctor Cecilio González Benavides.

«Inicialmente era de uso exclusivo en hospitalizados y a partir de 2012 se diseminó por la atención primaria al crearse todas las condiciones con el adiestramiento del personal competente. Hoy se emplea en casi todos los policlínicos de la provincia y allí lo recibe el 80 % de los necesitados», refuerza el galeno.

Con dos décadas de ejercicio en la especialidad el doctor González Benavides evoca las amargas vivencias de tiempos pasados cuando debía indicar un drástico proceder porque no quedaba otro camino que amputar un miembro o una parte de este.

«Son etapas vencidas. Actualmente las amputaciones se reducen en un 79 %, en tanto la cifra de pacientes diabéticos ingresados en el Hospital disminuye respecto a períodos anteriores, y solo llegan aquellos casos con lesiones más complejas ya que se acude a la hospitalización cuando la lesión adquiere dimensiones mayores, o demanda un accionar quirúrgico por encima o por debajo de la rodilla».

Cada proceder con el medicamento cubano es ejecutado mediante infiltraciones directas en el sitio de la herida apoyadas en el tratamiento ambulatorio, y en el caso de los policlínicos en 31 de los 37 existentes en el territorio existe una consulta destinada a la terapia asumida por expertos en la materia.

— A tenor de su experiencia qué rasgo distingue el antes y el después…

— Al inicio no existía un programa integral para el tratamiento de la UPD ni teníamos el Heberprot-P como producto añadido. En la actualidad lo que decide la amputación recae sobre el grado de profundidad de la lesión. Si se hiciera una pesquisa activa en estadio incipiente el resultado sería más beneficioso al no tener que recurrir a procesos quirúrgicos complejos.

Antes de proceder a la infiltración esterilizan la zona afectada. Se aplican tres dosis semanales por paciente, y de acuerdo con los estimados la prevalencia de ulceras en el pie es del 4 al 10% entre la población diabética.

— Pero el fármaco tampoco resulta una varita mágica…

— Sobre la prevención descansa el éxito del programa de la UPD debido a que si el enfermo llega tardíamente ya no puedes aplicar el medicamento y debe recurrir al salón ya sea para una limpieza o la amputación, por lo que el ojo avizor del propio enfermo y el de la atención primaria resulta esencial.

Según estimados el 4,5 % de la población villaclareña presenta DM, un padecimiento que incrementa la cifra de afectados de manera progresiva al superar los 570 mil cubanos, entre ellos más de mil infantes.

Aún existen muchas personas que desconocen su condición de diabético, por lo que las cifras pudieran duplicarse, e incluso triplicarse. En esto imperan acciones que impidan el avance de sus nefastas consecuencias.

De no controlarse a tiempo la diabetes mellitus provoca la muerte o discapacidades vinculadas a la cardiopatía isquémica, retinopatía diabética, insuficiencia renal, y neuropatías, por citar algunas.

Para los especialistas existen factores de riesgo prominentes, y entre ellos no escapan los estilos de vida inadecuados acentuados por el consumo de alimentos chatarras como los refrescos gaseados, dulces, y alimentos contentivos de harina que, además de ser ricos en carbohidratos y azúcares, poseen grasas dañinas.

A ello se suma la discreta práctica de ejercicios físicos con buena dosis de obesidad y sedentarismo, además de otros trastornos ejemplificados en la hipertensión arterial, las irregularidades en los lípidos, tanto de colesterol como triglicéridos, o en el ácido úrico que abren puertas al desarrollo de una enfermedad cardiaca, sin descartar la diabetes tipo II.

Ahora el reto del sistema de Salud es lograr que las mutilaciones derivadas de las úlceras del pie diabético sean excepcionales y no asociadas a la DM pues la inventiva de los científicos cubanos llega ya a 25 países, en tanto la cifra de favorecidos supera los 150 000 enfermos.

Las palabras del doctor Cecilio González enfatizan en el hecho de que ya Cuba trabaja en nuevas formulaciones del fármaco a fin de evitar la molesta inyección en la zona afectada. «Pudiera condicionarse para uso tópico mediante gel o spray».

Villa Clara resultó de las provincias pioneras en aplicar el producto a nivel nacional. Por ello el reconocimiento ante una irregularidad de la cual cuatro de cada cinco úlceras en diabéticos son provocadas por traumatismos.

Entonces habrá buenas nuevas sumadas a este capítulo avalado por su década prodigiosa.

MEMORÁNDUM

— Más de mil especialistas están capacitados para aplicar el Heberprot-P en 48 hospitales cubanos y en 315 policlínicos. Una realidad para los enfermos basada en tres infiltraciones por semana hasta lograr una cicatrización efectiva de la úlcera.

— Desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB), bajo el prisma comercial de Heber Biotec S.A, de la capital cubana, fue empleado luego de los correspondientes estudios e investigaciones que cumplimentaron cada fase de manera satisfactoria.

— El compuesto acorta el periodo de cicatrización, disminuye el riesgo de las amputaciones, así como las complicaciones derivadas de la gangrena y los procesos sépticos o infecciosos.

Aunque el paciente recibe el procedimiento de manera gratuita el tratamiento resulta costoso. Cada bulbo de 0,25 mg, cuesta al Estado 259 pesos con 70 centavos, mientras el de 0,75 mg demanda 779 pesos y 10 centavos.

CONTRASTES

Alarman las cifras cuando se conoce que el número de diabéticos a nivel global ha aumentado de 108 millones en 1980 a 422 millones al cierre de 2014, mas no menos sorprendente es que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente el 15 % de esos enfermos debutará con UPD en el transcurso de la enfermedad, y un tercio de esas lesiones ocasionará la amputación de la extremidad.

Cada año cerca de 4 millones de personas con diabetes desarrollan una úlcera, y existen investigaciones reveladoras que precisan la existencia previa de dichas lesiones en el 85% de los diabéticos sometidos a amputaciones.

Y si de costos se trata podrían alcanzar los 10000 millones de euros anuales en centros asociados al tratamiento.

Vale decir que el riesgo de mutilaciones en Cuba ha disminuido en más de un 80 % gracias a la atención de las UPD en estadios incipientes y la existencia del Heberprot-P con sus múltiples ventajas.

¿Tenemos o no nuestras Razones?

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

Peligrosas compañías

«La preparación inadecuada de algunos remedios caseros atenta contra la salud», advierte el doctor Leonardo Leiva Acebey, fundador del Centro Territorial de Toxicología inaugurado en enero de 2008.

Detalles de la vida cotidiana que parecen normales o de extraordinaria belleza pudieran sorprender en algún momento al mostrar sus cartas tóxicas.

Por Ricardo R. González

Fotos: Ramón Barreras Valdés e internet

Son realmente hermosas. Poseedoras de los atributos proporcionados por la Naturaleza que las hacen diferenciarse entre ellas, pero las plantas ornamentales no resultan tan inofensivas ni dejan de marcar huellas en la especie humana y en animales.

La experiencia de Leonardo Leiva Acebey, un galeno caibarienense diplomado como médico general integral y que un día se inclinó por la especialidad de Toxicología hasta convertirse en fundador del Centro Territorial de la rama, le permite afirmar que algunas irritan las vías digestivas y provocan inflamación en otros órganos vitales.

En el caso de la Covadonga o Cabalonga (Thevetia peruviana), que resalta por su flor en forma de campana naranja o amarilla con el correspondiente fruto llamativo, las creencias populares le adjudican efectos hipotensores para contrarrestar la presión arterial.

«Falso —responde categóricamente el especialista formado en La Habana—. No se le reconoce esa propiedad, y es altamente cardiotóxica. Incluso existen estudios de un caso que preparó un cocimiento dirigido a eliminar el catarro y el paciente falleció como consecuencia de las altas concentraciones tóxicas».

¿Qué decir de las populares malanguitas? Son en extremo perjudiciales, sobre todo en niños que al llevarlas a la boca produce picazón y pueden afectar las vías respiratorias, además de resultar un excelente reservorio de ranas.

 Otra de las respetables son las Adelfas (Nerium oleander). A pesar de su policromía y fragancia es venenosa y se suma a la lista que atenta contra la función cardíaca en dependencia de la dosis introducida en el organismo. Estas plantas poseen una especie de miel que los pequeños absorben al resultar gratas al paladar, por lo que dichos detalles llaman a tenerlos en cuenta.

Vale entonces una recomendación saludable: Independiente de que determinadas variedades tengan propiedades curativas siempre deben ser prescriptas por un profesional, y jamás aplicarlas libremente debido a que el principio activo se concentra en sangre y provoca innumerables síntomas.

Con características tóxicas para humanos y mascotas se encuentran también el Gembé, (Philodendron bipinnatifidum), la Hortensia (Hydrangea macrophylla), la Salvia Divinorum (Salvia divinorum), el Floripondio, Trompeta de Ángel (Brugmansia arbórea), asi como el Lilium, lirio, azucena (Iris germánica), el Ricino (Ricinus communis), y la Cicuta (Conium maculatum).

MÁS ALLÁ DE LAS PLANTAS

No solo las descritas muestran adversidades dentro de esta ciencia encargada del estudio de los efectos de productos tóxicos o venenosos sobre el organismo, y de agentes químicos, biológicos o físicos; sin embargo, el doctor Leiva Acebal realiza otras reflexiones.

«Los padres consideran un placer que sus hijos merienden diariamente un pan con jamón. Para mi es totalmente perjudicial, y me inclinaría por un contenido más natural como una tortilla, una croqueta casera, u otro recurso. Muchas veces se desconoce el origen o la forma de procesamiento de los embutidos. Al suministrarle enorme proporciones de agua pueden contaminarse con bacterias, además de las altas concentraciones de sal de nitro que dañan la salud al consumirse de manera continuada».

De maduradores químicos para agilizar el proceso de las frutas se ha hablado, pero vale recordar que parte de las consumidas no escapan de estos procederes.

«Quien conoce de frutas sabe si están adulteradas o no. El plátano en maduración normal toma un color amarillo no homogéneo con pintas oscuras y su sabor es diferente. De lo contrario provoca trastornos gastrointestinales, mientras se desconoce lo que pudiera pasar con la salud a largo plazo.

Tampoco escapa la fruta bomba. Parece madura por fuera y cuando se pica manifiesta una dureza increíble.

Como médico que va al detalle el doctor Leiva Acebey se detiene en algo que parece insignificante. «La tabla en que se pican carnes y otros alimentos se daña, y aparecen estrías sobre la superficie de madera que, de no lavarse de manera efectiva, puede contaminar las fuentes alimentarias al emplearla posteriormente».

ANTE LA INFANCIA Y EL EMBARAZO

Tristemente la infancia no escapa de innumerables efectos tóxicos. Los resultados estadísticos revelan numerosas intoxicaciones por diferentes productos. Hay ingestión de sustancias químicas y de plaguicidas que por descuido de los adultos se sitúan en recipientes de refrescos, medicamentos o jugos que resultan llamativos para ellos.

«Los padres de manera irresponsables almacenan cloro, sosa caustica e incluso hasta llevan plaguicidas al refrigerar y el pequeño al verlos en estos envases procede a ingerirlos y viene la intoxicación.

«Si son de gran toxicidad puede dar al traste con la vida del paciente o dañar severamente las vías digestivas o respiratorias. Hemos tenido menores intoxicados con anís estrellado y tilo, pues a pesar de que manifiestan propiedades medicinales las altas concentraciones hacen sus estragos».

— ¿Puede influir la toxicidad sobre el embarazo?

— Durante el primer trimestre de la gestación todo afecta el desarrollo embrionario. Recomendamos acudir a la menor cantidad de medicamentos posible y remitirse solo a los indicados por el facultativo. Debe precisarse que de la cuarta a la octava semana ocurren procesos medulares en el desarrollo del feto que también recibe estas agresiones no ajenas a provocar malformaciones congénitas.

MEDICAMENTOS VENCIDOS, QUERATINAS Y OTROS PUNTOS DE VISTA

Sobre si es factible o no administrar un fármaco vencido existen diversas tendencias. El entrevistado las respeta mucho, y es partidario de que los medicamentos tienen caducidad. «Hay que valorar la estabilidad del producto, el cambio de coloración de las tabletas o el jarabe y su olor.

Si el picador no se lava con detergente o desinfectante en esa superficie permanecen restos de alimentos que ante un nuevo uso pudiera contaminar las fuentes alimentarias.

«Debe examinarse si la pastilla se descompone fácilmente. De lo contrario no es aconsejable administrarla, y también que disponga de toda su protección dentro de la tira o envase, al igual que resulta inadmisible subvalorar la fecha de caducidad de los alimentos. No por gusto tienen un tiempo tope destinado al consumo».

Algo muy de moda son las queratinas caseras, y si bien el Centro de Toxicidad no ha registrado casos de intoxicadas por esta causa es preciso aclarar que todo lo que se maneja de forma empírica, sin tener en cuenta proporciones y concentraciones, pudiera acarrear consecuencias negativas de las que no escapan los trastornos visuales al estar los ojos cerca del cuero cabelludo.

Un párrafo aparte dedicado a los productos del mar. Hay que tener sumo cuidado en determinadas épocas del año a partir de esos vendedores inescrupulosos que se desconoce de dónde extraen el pescado, y en muchos casos abren las puertas a la aparición de la siguatera, como tampoco debe obviarse la conservación de los alimentos en el refrigerador a fin de evitar una contaminación.

Tras aclarar que las intoxicaciones no excluyen a los animales con reportes en cerdos, Leiva Acebey puntualiza que en Villa Clara las incidencias predominantes de intoxicaciones obedecen a medicamentos y plaguicidas. Entre los primeros la causa más frecuente recae en la Carbamazepina.

«Recientemente la mamá de un niño de 2 años le dio un frasco para que jugara. El pequeño lo abrió, le resultó curioso el contenido y… estuvo en terapia intensiva como consecuencia de una intoxicación severa».

Previo a su consumo hay que valorar la estabilidad del medicamento, el cambio de coloración de las tabletas o el jarabe y su olor, entre otros factores.

A pesar de la labor educativa realizada por el colectivo del Centro Territorial de Toxicología registran un promedio de 25 a 30 intoxicaciones al mes como cifra nada despreciable.

«En paladares y centros estatales hay que ver la manipulación de los alimentos, cómo se lavan los vasos, y el cumplimiento de un conjunto de medidas higiénico-sanitarias. Se sabe que no en todos existe una estricta disciplina, y en el caso de la población no olvidar el lavado de las manos, de las frutas y vegetales antes de consumir, así como hervir el agua o suministrarle Hipoclorito de Sodio, y conocer la procedencia de los alimentos a consumir».

— Hablamos del Centro Territorial de Toxicología, pero ¿cuál es su función?

—En la institución, ubicada en la Universidad Médica de Villa Clara, no atendemos pacientes. Somos adscritos al hospital universitario Arnaldo Milián Castro, y actuamos ante intoxicaciones masivas, por productos químicos y marinos, y plantas tóxicas, entre otro amplio espectro. Los pacientes intoxicados se atienden en los hospitales y nos llaman para cualquier consulta o envían fluidos biológicos (fundamentalmente orina) a fin de determinar la causa del estado de los pacientes y aquello que provocó dicha situación mediante estudios en nuestro laboratorio.

— ¿Y puede la población comunicarse con ustedes?

— Nuestros expertos realizan guarda de 24 horas y todos los días del año. Tenemos habilitados los teléfonos 42 224770 y 42 226197 para aclarar cualquier duda en torno a medicamentos o productos aun cuando no exista sintomatología alguna. También evacuamos posibles reacciones adversas, o facilitamos la información requerida ante cualquier caso.

— En el plano personal Ud. se inclinaba por la Pediatría. Si tuviera que escoger entre esta y la Toxicología para donde se inclinaría la balanza?

— Sin pensarlo dos veces por la actual ante un camino lleno de expectativas y un reto para los profesionales. Una búsqueda constante en un mundo que se mueve entre peligrosas compañías.

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

El Ciget tocó las puertas del alma

                                                   Trabajadores del Ciget durante la entrega de los obsequios.

Por Ricardo R. González

Fue en una de las tardes de este julio caluroso cuando los trabajadores del Centro de Información y Gestión Tecnológica de Villa Clara (Ciget) visitaron la Sala de Oncohematología del hospital pediátrico José Luis Miranda, de Santa Clara.

Cada uno portaba una bolsa de regalos, esos que fueron adquiridos con los esfuerzos del propio colectivo a fin de que quedara en la infancia el recuerdo de quienes resultan los más destacados entre las dependencias de su tipo en el país.

Todos aguardaban su momento. Allí estaba Luis, de solo 11 meses de nacido, o Wendy, quien ya cumplió 10 años, junto a otros pequeños. Ellos reciben complejos tratamientos ante enfermedades irreverentes de la sangre y sus tejidos en las que prevalecen leucemias, linfomas, y aplasias medulares, entre otras, que un día el destino puso en el camino.

Mas, en este sitio no hay espacio para lágrimas ni lamentaciones. El corazón se agranda para hablar de esperanzas. Se comparten alegrías y mucho más cuando los propios trabajadores del Ciget contaron hermosas historias de casos que estuvieron ingresados en el mismo recinto, y hoy desarrollan su vida sin contratiempos.

Bastó recibir su regalo para que el pequeño Luis disfrutara de su instrumento.

Poco a poco se entregaron los obsequios. Cada obrero traía el nombre del infante hospitalizado, y por el ancho pasillo imaginé a los personajes de nuestro José Martí en una especie de fiesta. Era como si resurgieran Meñique, Bebé y el señor Don Pomposo, Nené Traviesa, y Pilar con sus Zapaticos de Rosa.

Era sentir a Teresita Fernández o a Liuba María Hevia que, guitarras en mano, recorrían los cubículos para alegrar con sus canciones y entonar en coro gigante Porque tenemos el corazón feliz, el Gatico Vinagrito, o Dame la mano y danzaremos.

Todos se sumaron al agasajo. Los integrantes del centro visitante, el personal especializado de la Sala, los padres, los niños…

Sí, fue en una tarde de este julio en que se minimizó el calor para aplaudir sueños y encontrar en comunión los lindos colores del arco iris. Porque en esa jornada en que acababan de ratificar la condición de Vanguardia Nacional por segundo año consecutivo el Ciget tendió una especie de magia y llegó para tocar las puertas del alma.

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

Heberprot-P beneficia a más de 5000 villaclareños

Por Ricardo R. González

Fotos: Ramón Barreras Valdés

El único medicamento existente en el mundo para el tratamiento de las úlceras del pie diabético (UPD) es el Herberprot P, y su aplicación ha beneficiado a más de 5000 villaclareños que han visto reducidas las posibilidades de amputación de sus miembros inferiores en un 79 %.

Desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB), de la capital cubana, utiliza como base el factor de crecimiento humano recombinante (FCHrec) y desde 2007 en que comenzó su uso en el hospital universitario Arnando Milián Castro se evidencia una alta efectividad al acelerar la cicatrización de dichas úlceras, al tiempo que acorta el período de cura y disminuye las complicaciones derivadas en la gangrena y los procesos sépticos o infecciosos.

Contento el doctor Cecilio González Benavides por los resultados del programa en su primera década.

El doctor Cecilio González Benavides, especialista de II Grado en Angiología y Cirugía Vascular y jefe del Programa Integral de aplicación del Herberprot P en Villa Clara, subrayó que si bien los inicios fueron con uso exclusivo en la institución hospitalaria a partir de 2012 se extendió a la atención primaria y ya lo aplican en casi la totalidad de los policlínicos del territorio con personal especializado.

«En la actualidad lo que decide la amputación es el grado de profundidad de la lesión. Por ello insistimos en el carácter preventivo y la detección precoz de las irregularidades. Ello evitaría la praxis de procederes quirúrgicos complejos, en tanto el número de aplicaciones del fármaco resultaría también menor», precisó el galeno.

Cada infiltración se realiza en las áreas de salud de manera ambulatoria, en tanto la hospitalización está indicada para lesiones con dimensiones mayores o que demandan amputaciones considerables.

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

Delirio desmedido

La enfermedad transcurre asintomática durante un período de tiempo. Ya después de seis meses comienza a complicar el funcionamiento hepático y es que se acude al médico», explica el doctor Felipe Caraballo quien aparece con uno de los menores intervenidos por el personal cubano.

Las experiencias de un médico villaclareño que presta servicios en Argelia alerta sobre los cuidados ante la predilección excesiva por las mascotas. Una puerta abierta para padecer la hidatidosis que desconoce fronteras y deja severas consecuencias.

Por Ricardo R. González

Fotos: cortesía del entrevistado

Las lámparas del quirófano vuelven a encenderse. Los galenos y personal auxiliar ocupan sus puestos, mientras el instrumental aparece en orden. Un nuevo caso que comienza con dolor abdominal, similar a una apendicitis, a lo que se suma picazón severa, tos, esputos de sangre, opresión en el pecho, fiebre, vómitos y diarreas en cuadro variable según el órgano afectado.

En los 16 meses que lleva de misión el doctor villaclareño Felipe Caraballo Obregón, junto a su homólogo Julio César Canto Pérez, de Las Tunas, y la licenciada holguinera Margarita Tejas Pérez han encontrado realidades insólitas provocadas por la de Hidatidosis o Quiste Hidático en suelo argelino. Una enfermedad parasitaria grave inducida por gusanos que afecta tanto a animales salvajes o domésticos y es trasmitida a los humanos.

Cuenta Felipe, vía correo electrónico, que ya llevan intervenidos 11 pacientes; de ellos, cinco niños y seis adultos, pero lo sorprendente resulta que uno de los menores tenía alojado los tumores en el hígado (ya operado), y queda pendiente la operación en el pulmón.

Todo ocurre en el poblado de Cheria, municipio de Tebessa, distante a unos 750 km de Argel, y aunque parezca lejano el peligro acecha porque el fenómeno existe en todos los continentes.

«La Hidatidosis tiene como huésped definitivo al perro, en tanto dispone de intermediarios como las ovejas, ganado vacuno, cabras y cerdos. El ciclo se completa con la infección del perro debido a la ingestión de quistes presentes en las vísceras crudas.

«También pudiera invadir el organismo mediante alimentos contaminados con excremento de canes. En esta porción donde estoy prevalece la cría y venta de ovejas como municipio eminentemente agrícola, pero hay que extremar la precaución ante esa pasión que sienten las personas por sus mascotas», precisa Felipe.

Con casi 34 años de experiencia y 29 como especialista en anestesia el villaclareño no deja de mostrar su asombro ante las circunstancias.

La imagen muestra dos quistes alojados en el hígado de un paciente. Estas intervenciones realizadas por los galenos de la isla son totalmente gratis.

 «Esta es mi cuarta misión. Primero en Ángola, después en Colombia, Honduras y ahora en Argelia, pero según lo vivido podemos afirmar que el padecimiento se propaga al existir una inadecuada higiene y la violación de las medidas sanitarias».

PUNTOS CLAVES

El criterio especializado coincide en que el hígado resulta el órgano más afectado. «Este es el encargado de realizar numerosos procesos metabólicos, sin descartar los relacionados con la coagulación sanguínea. La morbilidad va en ascenso, y aunque aquí afecta mayoritariamente a la infancia y adolescencia no se puede descartar al resto de los grupos poblacionales».

— Se habla de hígado, pero que otros órganos son vulnerables?

— Pudiera aparecer en el aparato respiratorio, incluido los pulmones, pero también en riñones, huesos y encéfalo. En esos quistes se multiplican miles de parásitos, y el ser humano aparece como un huésped intermediario de manera accidental por el contacto con los animales.

— ¿Por qué vía se extraen los quistes?  

— Utilizamos la laparotomía o apertura del abdomen a fin de extirparlos y se aplica un drenaje con tratamiento antiparasitario durante 10 días. Si el tumor está presente en el hígado el proceso operatorio debe prolongarse por dos horas, pero en el caso del pulmón serían unas tres horas aproximadamente.

— Una vez extirpados ¿pueden reincidir?

— No es descartable. Incluso en los tratados aquí existen tres personas que al no cumplimentar las normas higiénicas han tenido que someterse nuevamente a operaciones.

Para el doctor Felipe Caraballo es de nuevo chocar con la piedra. En Angola morían a temprana edad por falta de un sistema de Salud durante la guerra, mas la afección encuentra registros en el sur de Europa (España, Francia e Italia) y en otras latitudes.

Baste decir que en un hospital privado el costo de todo el proceso operatorio oscila entre 1800 y 2500 dólares en dependencia de la localización y evolución del enfermo.

Comienzan los procederes de anestesia en el salón. El galeno es partidario de profundizar en las medidas higiénicas, pues ¿quién en Cuba no tiene un perro?. De aquí lo importante de fomentar buenos hábitos sanitarios.

Lo que sí no puede perderse de vista es que la enfermedad tiene importancia clínica debido a su progreso crónico, con marcada tendencia a la mortalidad, de no atenderse a tiempo, o al desarrollo de discapacidades de gran magnitud.

Respecto a Cuba la situación debe seguirse ante la proliferación de las mascotas y ciertos hábitos incorrectos que llevan a los menores a coquetear frecuentemente con estas sin lavarse las manos. Se conoce, además, de adultos que hasta se acuestan o duermen con sus mascotas y como dice una canción: «ni poco ni demasiado, todo es cuestión de medida».

«Cuba no conocía antes de dengue, tampoco de zika y de otras enfermedades que han sido importadas. Por tanto no puede descuidarse la vigilancia y adoptar las reglas elementales de higiene en los hogares », enfatiza el doctor.

«Sin que resulte un teque o algo manido insistimos en el lavado correcto de las manos antes de ingerir alimentos y luego de ir al baño, así como de las verduras. No puede olvidarse el tratamiento higiénico y medicamentoso de las mascotas domésticas, fundamentalmente los perros, y la debida cocción de las carnes para evitar que el parásito se disemine y no se presente en la cotidianidad de los cubanos».

Un detalle queda para quien escribe como especie de leit motiv o pesadilla: Incapaz sería de promulgar el desamor hacia los animales, pero ojo con esas personas que duermen junto a sus mascotas o están en continuas caricias porque el delirio desmedido puede causar consecuencias irreversibles o fatales. No lo olvide.

Observe este quiste voluminoso demostrativo de lo que pueden variar sus dimensiones. (Foto: internet).

MEMORÁMDUM

— El período de incubación de la enfermedad resulta largo, y puede transcurrir asintomática durante los primeros años. Si bien los quistes hidáticos son benignos admiten complicaciones de no detectarse a tiempo, pues hay casos que deben ser operados hasta siete u ocho veces.

— Estas masas encuentran localización, aparte del hígado, en los pulmones, el cerebro o los huesos. Hay casos en que el tumor desaparece con determinados medicamentos siempre que sean pequeños, pero una vez aumentados la única vía para retirarlos es la quirúrgica.

— Para muchos la hidatidosis era una afección controlada; sin embargo, en la actualidad puede incidir sobre más de 70000 personas muchas de las cuales lo desconocen.

— El padecimiento, como cualquier infección parasitaria, presenta un ciclo complejo. Necesita dos huéspedes: el llamado definitivo que posee la tenia o gusano en estado adulto, y un intermediario donde se desarrolla esta en estado de larva (quiste hidático).

CONTRASTES

Para muchos la Hidatidosis o Quiste Hidático constituye un padecimiento «tercermundista». Crasso error. Está presente en todos los continentes, aunque las mayores incidencias se concentran en países africanos y asiáticos.

Lo mismo aparece en Marruecos que en Kenia, en Libia o en China, pero no escapa de Europa ni de América donde la población residente en sus áreas endémicas supera los 14 millones.

Un estudio realizado en Argentina demostró que en el período 1987-2001 se registraron 517 fallecidos por la enfermedad con la tasa más elevada de la región patagónica. Llama la atención que el grupo comprendido entre 60 y 89 años concentró el 60 % de la totalidad de los decesos, pero desde el primer año de vida hasta los 29 agregó un 9 %.

Por ello se corrobora que la probabilidad de muerte aumenta con la edad, y de existir programas de control, normas de diagnóstico, protocolos encaminados a la detección de portadores asintomáticos, y el cumplimiento estricto de las normas sanitarias las muertes por Hidatidosis pueden evitarse.

¿Tenemos o no nuestras Razones?