ricardosoy

Ricardo R. Gonzalez

Tarea Vida (24) Capa de Ozono, escudo que nos protege

                                                Visible reducción en el Ártico.

Por Ricardo R. González 

 Otro 16 de septiembre dedicado a la maltratada Capa de Ozono que experimenta ciertas noticias halagüeñas en los últimos tiempos.

Según estudios su recuperación ocurre entre el uno y el tres por ciento por décadas debido a las acciones de concientización emprendida y por las prácticas adecuadas de quienes desean la salud del Planeta.

Los investigadores coinciden en que el ozono en las capas altas del hemisferio norte y en la latitud media se reestablecerán de manera total para 2030, en tanto la parte sur tendrá que esperar más ya que los pronósticos se estiman en 2060.

En ello será decisivo las conductas humanas, si se tiene en cuenta que los gases nocivos para el ozono viven mucho tiempo en la atmósfera desde que son expulsados de los aires acondicionados, las neveras y otros implementos que se suman a los dañinos.

UNA BUENA NOTICIA

 A finales de marzo un grupo de científicos del Servicio Copérnico de Monitoreo Atmosférico (CAMS) detectaron lo que llamaron una gran brecha «sin precedentes» en la atmósfera, que se cernía sobre la región del Ártico.

Según refirió la Agencia Espacial Europea a inicios de abril se convirtió en el agujero más grande de los monitoreados en el hemisferio norte con una extensión máxima de algo menos de un millón de kilómetros cuadrados; sin embargo, ya el día 23 del propio mes ese agujero sin precedentes no existía.

Nada de misterios, como el triángulo de las Bermudas, ni tampoco magia, pues se ha dicho que dicho agujero, de rápido crecimiento, era el resultado de condiciones climáticas inusuales sobre el Ártico.

Y argumentan: «Fuertes vientos habían atrapado aire frío sobre las capas heladas del Ártico durante varias semanas seguidas y se creó lo que los científicos llamaron un «vórtice polar», una fuerza poderosa que gira sobre sí misma y genera suficiente impacto como para abrir un agujero en el ozono de la estratósfera».

Ello por un lado, y por el otro una ola de calor que afectó a la zona con temperaturas de hasta 20º C, superiores a las normales para la época del año.

Aunque el orificio sobre el Ártico está cerrado los expertos consideran que pudiera abrirse de nuevo si las condiciones meteorológicas lo permiten al considerarse que el agujero resultó un síntoma del agotamiento del ozono, y concluyó debido a los ciclos anuales locales y no a una «curación» a largo plazo.

PERO…

Mientras un agujero en el Polo Norte constituye un evento raro en los últimos 35 años ha existido otro mucho más grande que se abre anualmente sobre la Antártida Para BBC Mundo aunque su tamaño varía cada año no existen señales de que cierre definitivamente en corto plazo.

                                            Antártida en lento compás de espera.

Una mirada general a la situación de la Capa de Ozono señala que al menos se ha logrado una recuperación lenta desde la prohibición del uso de CFC (clorofluorocarbonos), en 1996, como productos químicos empleados en la fabricación de aerosoles, espumas, solventes y refrigerantes con altos niveles de destrucción de la atmósfera.

Lamentablemente estos gases no se han reducido de la manera esperada, a tenor de que nuevos CFC-11 están siendo expulsados.

No cabe duda que el cambio climático puede estar afectando la Capa de Ozono ya que muchas de las sustancias que la reducen son potentes gases de efecto invernadero, y en este sentido el Protocolo de Montreal, de 1987, ha sido muy beneficioso para mitigar estos aspectos.

ALGUNAS CURIOSIDADES

La Capa de Ozono es simplemente un área que se encuentra en la estratósfera.

— Los primeros en observarla fueron unos exploradores antárticos que informaron, en 1912, haber visto nubes tipo velo en la estratósfera polar.

— Distintos satélites y aeronaves monitorean la Capa de Ozono además de los observatorios desde la tierra.

— La fórmula química del ozono presente en la estratósfera es O3. El aire que respiramos es O2.

— .El ozono que se encuentra más cerca de la Tierra también cumple una función de utilidad, ya que elimina contaminantes de la atmósfera.

A manera de recordatorio vale decir que la Capa de Ozono protege la superficie terrestre de las potentes radiaciones solares, y de acuerdo con las investigaciones podría quedar reconstituida si continúan aplicándose medidas de protección acordadas en el Protocolo de Montreal (*).

El uso de clorofluorocarbonos, un peligro potencial que sigue ocurriendo aunque resulte en menor medida.

Cuba, como signataria de este acuerdo, no ha dado la espalda y a través del tiempo despliega sus acciones protectoras. La práctica lo ha demostrado en diferentes esferas de la vida.

Villa Clara, como parte de este entono, eliminó el bromuro de metilo en el sector agrícola, al dejar de emplearse como plaguicida en la fumigación de semilleros de tabaco y en cultivos protegidos de hortalizas, plantas ornamentales y viveros de café.

Resulta significativa la supresión total de los cloro-fluoro-carbonos en la refrigeración doméstica y comercial, así como en la fabricación de aerosoles farmacéuticos e industriales.

Válido destacar que instalaciones turísticas villaclareñas que no emplean sustancias agotadoras de la capa de ozono han sido reconocidas por el CITMA como parte de la Tarea Vida.

Este agujero afecta la velocidad de fusión del hielo, aumenta la presión sobre el sistema inmunitario de organismos vivos e incrementa el riesgo de desarrollar cáncer de piel y cataratas, entre otras irregularidades para los humanos.

Por tanto que no se olvide la protección de la llevada y traída Capa como uno de los escudos de mayor efectividad contra las radiaciones ultravioletas.

(*) Su objetivo principal redunda en la protección de la Capa de Ozono mediante la toma de medidas para controlar la producción total mundial y el consumo de sustancias que la agotan, con la pretensión final de eliminarlas.

También puede ver este material en:

https://twitter.com/riciber91

http://soyquiensoy.blogia.com

septiembre 16, 2020 Posted by | Enlaces | , , , | Deja un comentario

La Antártida ha perdido 3.000 millones de toneladas de hielo en 25 años

Hasta cinco estudios se han publicado sobre la evolución, estado actual y futuro de este continente. El proceso no ha parado de acelerarse.

La Antártida ha perdido 3 billones de toneladas de hielo desde 1992, y esa pérdida de hielo se ha acelerado rápidamente en los últimos cinco años, así lo resaltan hasta cinco estudios que ha publicado esta semana la revista Nature Research.

En uno de los estudios más completo hasta la fecha sobre el estado de congelación del continente, un grupo internacional de 84 investigadores analizó datos de múltiples encuestas satelitales, desde 1992 a 2017.

Descubrieron que la Antártida actualmente está perdiendo hielo unas tres veces más rápido de lo que lo hizo hasta 2012, alcanzando una tasa de más de 241.000 millones de toneladas (219 mil millones de toneladas métricas) por año. La pérdida total de hielo durante el período de 25 años contribuyó al aumento del nivel del mar de aproximadamente 8 milímetros y alrededor del 40%, esto es, 3 mm, ocurrió en los últimos cinco años.

Los milímetros de aumento del nivel del mar pueden no parecer mucho, pero estudios anteriores sugirieron que las enormes capas de hielo de la Antártida no se iban a ver afectadas por el cambio climático. Ahora, los nuevos hallazgos insinúan que la capa de hielo del continente puede no ser tan resistente al calentamiento como se pensaba, y presentan una imagen muy diferente de las posibles contribuciones de la Antártida a un océano en ascenso.

Tengamos esto en cuenta: si todo el hielo de la Antártida se derritiera, el agua resultante podría elevar el nivel del mar a niveles de aproximadamente 58 metros, según los investigadores.

En conjunto, los estudios publicados evalúan las condiciones pasadas y presentes en la Antártida para determinar el impacto del cambio climático y la actividad humana en el continente y presentar estrategias para el futuro de su ecología y geología.

Las pérdidas de hielo de la Antártida han aumentado los niveles mundiales del mar en 7,6 mm desde 1992

«Si echas un vistazo al primer informe de evaluación del IPCC (Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático) hace 30 años, antes de que tuviéramos mediciones satelitales de las regiones polares, verás que no se esperaba que las capas de hielo respondieran al cambio climático. El consenso general en glaciología fue que las capas de hielo no podían cambiar rápidamente, pero ese no es el caso», dijo Shepherd.

El mayor cambio en la pérdida anual de hielo fue en la Antártida Occidental, con un promedio de alrededor de 58.000 millones de toneladas en los años previos a 2012, luego se disparó a 175.000 millones de toneladas por año en los cinco años posteriores. Mientras tanto, en la Península Antártica, la tasa anual de pérdida de hielo aumentó de unas 7.000 millones de toneladas de 1992 a 2012 a 36.000 millones de toneladas de 2012 a 2017, en gran parte debido al colapso de las plataformas de hielo.

Derretimiento acelerado

A pesar de que la Antártida está cubierta de hielo durante todo el año, sus capas de hielo retroceden y avanzan en ciclos anuales, un patrón que ha persistido durante miles de años. Perolas pistas del registro geológico sugieren que el cambio climático que conduce la pérdida de hielo en la Antártida está yendo mucho más rápido que durante sus períodos de pérdida de hielo en el pasado distante.

(Con información de Sarah Romero. Muy interesante)

También puede ver este material en:

http://soyquiensoy.blogia.com

https://twitter.com/riciber91

agosto 7, 2018 Posted by | Enlaces | , , , | Deja un comentario

   

A %d blogueros les gusta esto: